Lo que cuenta es la pasión

¿En qué nos diferenciamos las mujeres de los hombres? Además de las cosas evidentes, hay mucho de la otra parte, ¿qué parte?, bien, creo que absolutamente todas creemos que existe el alma, y lo mejor es que aseveramos podemos comunicarnos mediante ella, en cambio no he conocido a ningún hombre que apueste a esta afirmación, como mucho te pueden hablar de algo inexplicable, pero ellos la palabra “alma” la encuentran etérea, y lo etéreo… está en el éter.

Somos total y absolutamente dispersas, podemos limpiar la casa hablando por teléfono, respondiendo mails, mirando un programa de TV y pensando en la manera de socorrer a esa amiga que sabemos que está mal. Pero cuando apostamos a algo, ponemos el corazón y la vida en ello, ahí no nos dispersamos, y por lo general cuando eso sucede es porque estamos comunicándonos con alguien mediante el alma.

Los hombres, se concentran en todo, quizá por eso tienen más chances de triunfar en lo que emprendan, nosotras estamos haciendo una presentación pensando en cómo le habrá ido a nuestro hijo en la prueba de matemáticas.

Nosotras aunque nos haya ido mal en el amor, no perdemos la esperanza de volver a enamorarnos, ellos son más escépticos, aunque siempre hay una astuta fémina que los hace cambiar de opinión.

Básicamente nos diferencia la pasión, y la melancolia eterna de que a ese ser en el que ponemos la garra y el corazón no se la podemos pasar.

Es nuestra naturaleza, esa que nos hace más felices o más desgraciadas.

Tenemos que vivir y morir así, apasionadas. Si encontrás otra forma de vida. te olvidaste de que sos mujer.

¡FELIZ DÍA!

Anuncios